Etiquetado: Marié Rojas

Veranos entre dinosaurios

Por Marié Rojas Para Augusto Monterroso, casi diez años después de su partida. Para Raúl, amigo de letras que vive de marzo en marzo. La llegada del verano anunciaba el verdadero inicio del ciclo anual. Disfrutaba caminar diariamente hacia la costa cercana, sumergirse en la transparencia y terminar la mañana secándose al sol mientras conversaba con sus dinosaurios. Los dinosaurios – jamás les dijo que les llamaba así – eran sus amigos de esa hora y lugar. Un grupo que...

El hacedor de milagros

EL HACEDOR DE MILAGROS Por Marié Rojas Ese amanecer apareció instalado en el centro de la plaza. Algunos dijeron que surgió de la nada, otros que vino volando en su baúl, estos que lo trajo la lluvia de estrellas de la noche anterior, aquellos que lo dejó abandonado el último circo ambulante… La mayoría, simplemente, ignoró su presencia. José, el escribano, fue el único que espió sus movimientos a través de las doce horas de luz que le regaló el...

Edades y lógica matemática

Por Marié Rojas En el camino a la escuela de Sarah, me detengo al escuchar un interesante diálogo entre un pequeñín que aún no alcanza la edad escolar y su abuela, sentados a la sombra de un árbol que hunde sus raíces en la acera: – ¿Todo en el mundo tiene años? ¿Todo? – pregunta él. – Todo – responde contundente la abuelita. – Mi casa, ¿tiene años? – pregunta señalando la edificación frente a ellos. – Sí, tiene más...

El premio

Una de princesas, por Marié Rojas Viene a mi lado una niñita de segundo grado, con su mamá. Somos casi vecinas y a veces compartimos un tramo del camino. La madre le pregunta qué tal le ha ido en clases. – Hubo un dictado de dos párrafos – responde -, ¡y no tuve ni una sola falta de ortografía! – ¡Qué bien! – dice la mamá, orgullosa – Tengo que pensar qué postre especial preparo, para premiarte. Ella alza los...

El mar y tú

Por Marié Rojas El mar y tú El mar es plateado y oscuro como un sueño Enrique Pérez Díaz Éramos tú, yo y el mar. Agua salada y tus manos en las mías. Era la brisa que traía ecos perdidos, Cantos de sirenas y sutiles quejas. Tantas risas que reí con tu recuerdo, Tantos secretos contados a tu imagen, Tantos sueños compartidos con tu sombra. Tanto implorar, tanta fe puesta en la espera. Era la eternidad, era la ola, era...

El ancho mundo

Por Marié Rojas Para Hans Christian Andersen No duermas, la lluvia nunca cesa. No hay paz ni vuelo perfecto. Breve Introducción a la Nada José Luis Fariñas La vieja señora trajo una avecilla nueva, en jaula nueva. La colgó en la sala, junto al perico gordezuelo que no paraba de picotear las semillas de fantasía.  La recién llegada no paraba de revolotear de un extremo a otro, intentando infructuosamente pasar la cabeza entre los barrotes. –    Deja de hacerlo –...

El hada

Enviado por Marié Rojas Cuando el Hada le vio correr y retozar por la habitación, listo, y alegre como un pajarillo escapado de la jaula, le dijo: – ¿De modo que mi medicina te ha sentado muy bien? Pinocho Carlo Collodi El hombre no podía caminar porque, de pronto, sus zapatos le pesaban mucho, como si fueran de hierro fundido. Por caros o confortables que fueran, no lograba dar un paso, a pesar de que quería comenzar la búsqueda de...

Ovnis, un cuento de Marié Rojas

Acabo de recibir este cuento de Marié que he disfrutado mucho, como todos sus cuentos,…pero este de manera especial, porque está basado en hechos reales y porque tiene que ver con unas criaturas que conocí muy bien. Ahí les va OVNIS. Por Marié Rojas HECHO LAMENTABLEMENTE REAL, AUNQUE NO LO PAREZCA… A Raimundo Respall, protagonista involuntario Un pacífico mediodía de domingo, me encontraba disfrutando de un almuerzo familiar cuando una sombra rauda se coló por la ventana del balcón y...

Partiría, entre estrellas ajenas, hacia lo desconocido….

Enviado por Marié Rojas Poema MOMENTO Es este momento mío, tuyo y nuestro, la visión que quiero retener por siempre, la que no deseo extraviar en el laberinto de la memoria. Si tuviera  la magia de dejarnos atrapados en una burbuja para juntos mirar al mundo pasar a nuestro lado, sin que importe ya más si es día, o si anochece.

Amor de Sirena

Por Marié Rojas Mi amado hoy es de estrellas, Es de esferas, sol, incienso, Riscos, campanarios, alas… Mi galante marinero. Como efluvio de mareas, Como seda son sus dedos; Es un nido de alcatraces El lecho en el que me tiendo.

Do NOT follow this link or you will be banned from the site!