Super O y la perra Lucy

Super O y la perra Lucy es un cuento de Irenita García Cruz.

Este era un pueblo donde vivían personas muy amables y otras en las que no se podía confiar.

Un día llegó al pueblo el Super O, más conocido como Osí, el sheriff más valiente de todos. Aquel día, todos en el pueblo se preguntaron ¿será este sheriff el que logrará acabar con Costantino Berrinche y la malandrina Amalia?

Al comenzar las investigaciones sobre la pareja de la zorra Amalia y el ratón Constantino Berrinche descubrió a Lucy, la perra más linda de toda la ciudad, quien le contó las travesuras de CB y ZA, así era como le gustaba que lo llamaran los dos bribones.

CB era el que se encargaba de robarse los dulces de leche, los flanes de huevo y por si fuera poco, mandaba a ZA a robarse toda la leche de la vaca Cristina.
En el pueblo todos estaban muy furiosos, el sheriff y la perra Lucy, fueron al granero de la vaca Cristina, allí Cristina le contó que nunca le faltaba la leche para hacer las fiestas de leche que le gustaba a todos en el pueblo hasta que llego Constantino Berrinche y la zorra Amelia, siempre se la tonaban toda, de un día para otro, y lo peor de todo es que ya no podía hacer sus fiestas porque a penas daba para hacer el queso.

La vaca Cristina les aconsejó que fueran a la casa de la cotorra Liana, ella sabía mucho más de la zorra Amalia pues habían estado juntas en la escuela cuando eran pequeñas, pero no se llevaban bien.

La cotorra Liana cantaba una de sus canciones preferidas….lala..lala..lala.. ¿qué hacen por estos lares señor O y perra Lucy?

¿Qué sabes de la zorra Amalia y el ratón Constantino Berrinche?
Ambos están en el drenaje, los vi pasar hace como una hora, no se preocupen, no tiene pérdida, dijo la cotorra Liana al ver la cara del sheriff.

Solo tienen que seguir por el callejón, doblar a la izquierda, a continuación del basurero doblar a la derecha y tocar en la puerta 23, detrás de los bastidores, allí es dónde van después de hacer cada fechoría.

Así mismo hicieron, día tras día, durante mucho tiempo, hasta que un buen día lograron capturarlos, cuando, después de haberse tomado una tina llena de leche de la vaca Cristina, se habían quedado dormido sobre la manta de la tía Teresa.

El sheriff Super O, el más valiente de todos y la perra Lucy, la más linda de toda la ciudad, condujeron a los malandrines a la comisaría y hasta le hicieron el juicio, en presencia de todos en el pueblo.
El día del juicio, ambos, Constantino Berrinche y la zorra Amelia, prometieron que no lo iban a cometer más nunca ningún delito.

Todo el pueblo los felicitó y los invitaron a la fiesta de leche de la vaca Cristina, pero, el sheriff Super O, el más valiente de todos y la perra Lucy, la más linda de toda la ciudad, no le quitaron los ojos de encima, por si acaso….

Irenita García Cruz
11 años.
5to Grado Escuela “Raúl Gómez García”
Ciudad escolar “26 de Julio”
Santiago de Cuba
[email protected]
Hora: 9:14 pm
Lugar: cuarto de Irenita, Papi y Mami

Comenta a través de Facebook
Editor

Editor

Cifuentes, Villa Clara,1985. Coordinador de la Red Social Haciendo Almas

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Do NOT follow this link or you will be banned from the site!