Señales del Amor

preja-EstableDescifrar el lenguaje corporal es un punto a favor para saber cuál es la salud de nuestras relaciones. Hablar es fácil, mentir también. El lenguaje de la pareja no está basado exclusivamente en la verbalidad. Sin embargo, salvo excepciones, es más fidedigno y conforma más del noventa por ciento de la comunicación en nuestras relaciones. Para “un ojo experto” solo se necesitan las expresiones corporales para conocer sobre la salud de una relación.

No hace falta decir muchas cosas. En cambio, la mayoría de las personas necesita de las palabras para confirmar lo que ya percibe. Nuestro cerebro reconoce innumerables señales de agrado y complacencia o rechazo y desinterés, pero generalmente es preciso que nos lo digan para “confirmarlo”. Dominar el lenguaje de los gestos, y el de las caricias en particular, puede proporcionarte pistas de verdades no dichas, o desmentir mentiras pregonadas a toda voz.

El beso exclusivo

Cuando tu pareja te toma el rostro y lo cubre con ambas manos antes de besar, está demostrando uno de los más altos niveles de ternura. El hecho de cubrir la cara es un mecanismo que aísla del exterior a la persona amada, la individualiza y segrega de todo lo que le rodea; la convierte en un exclusivo centro de atención ajeno de cuanto ocurre alrededor. En privado, es una forma sensual de llamar la atención. Pero cuando esto ocurre en público resulta una manera de reconocer cuánto significa el uno para el otro, pues inconscientemente, el que cubre el rostro está demostrando al resto que solo le importa aquella persona a quien besa. Buscanovios: ¡NO! La ternura es un buen medidor del carácter de una persona. Por ejemplo, retirarle a tu media naranja un mechón de pelo de la frente, y mirarla con adoración, constituye una declaración de intimidad; el gesto es uno de los más primitivos del lenguaje corporal. Cuando esto ocurre en público, quien lo hace está dejando claro la atracción hacia el destinatario de esta caricia. Cuando ocurre en privado es un modo silente de decir: “Me preocupo por ti. Quiero cuidarte, atenderte”.

El juego de las manos

Aquellos que se pasean tomados de la mano, lo mismo entrelazan sus dedos que unen palma con palma. Podría parecer casualidad una opción o la otra, pero nada de eso. Entrelazar losdedos es la señal que transmite el sentimiento de sentirse intensamente íntimos. De ahí que sea muy común que se tomen las manos de esta manera después de hacer el amor. También, si la pareja está muy unida, pude ser que la relación esté traspasando los límites del romanticismo hacia las tierras de la dependencia; aunque esta comienza a manifestarse con la pérdida de criterios y decisiones. Por otra parte, el toque palma con palma revela una relación de buen entendimiento, plácida y de mutua satisfacción.

Para más ionformación entre ya http://parejaestable.cubava.cu

Comenta a través de Facebook

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

7 × = 7

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Do NOT follow this link or you will be banned from the site!