poemas de Lilo, Mabel y José Miguel -desde el corazón-

————————
HACIENDO ALMAS
www.halmas.org
————————
Nuevos poemas de Lilo, Mabel y José Miguel se unen en esta página. ¡La suerte del papel es el amor, sino, cómo podría cargar con tantos sentimientos!

Feliz día y bienvenido sea el invierno,
desde el corazón.
————————
Poemas de Lilo
———————
Poemario. Octubre 2007 — “Con el sol en mi cintura”
“…soñé un amor como jamás pudiera soñarlo nadie, algún amor que fuera la vida toda” Alfonsina Storni.

Decidida.
———–
Este hábito de dudarlo todo no me llevará lejos,
me dije justamente la tarde que decidí
salir a su encuentro, con las manos en los bolsillos
y el corazón en las manos.

Lo premeditado y lo imaginado, coinciden
casi siempre en el mismo punto: haber sido deseado intensamente,
y yo deseaba tanto sentir su aliento,
rozar sus manos,
escuchar su voz,
morirme en él,
que empaque las dudas, y hasta el hábito
y salí a un encuentro de palabras y caricias anunciadas.

Han transcurrido 365 días, sólo eso…
Si estuviera disponible tomaría el mismo rumbo.
Perfumaría nuevamente hasta mi sombra.
Dejaría durmiendo las dudas, olvidado el reloj
y llegaría hasta él con este hábito de quererlo siempre
Que me nació hace un año

Detenida en el tiempo.
————————
Si me quedara detenida en el tiempo

perdería el goce de los detalles que aparecen cada día
para darme ese toque diferente y especial de poder desnudar la vida
sin falsos prejuicios.

Sin embargo, tendría la posibilidad de gritar
las ganas  de ser sinsonte, papalote o extraterrestre
que me invadían en la adolescencia.

Podría bajar sonriendo la escalinata de aquella beca,
Cargada de sueños, conflictos y “sin flictos”
Y le confesaría a mi mejor amiga que prefiero las clases de Problemas Sociales de las Ciencias,
porque el profesor es inteligente, y además me ama.

Si el tiempo pudiera detenerse
aún permanecería con el rostro de mi padre entre mis manos,
rogándole que deje de fumar,
para tenerlo conmigo como ya no lo tengo.

Si yo, simple mortal, pudiera robarle un deseo a Cronos
quedaría estacionada justo en aquel instante,
cuando nos conocimos, físicamente hablando,
y me dijiste: “Todavía no nos hemos abrazado”.

El sol en la cintura
————————
Ella no sabe lo que quiere
Y mientras lo averigua
Regala besos y acepta promesas
Sin desnudar el alma, que permanece sola,
“trémula y sola”.

Ella vino de aquella galaxia
Donde los si son la única respuesta posible,
Y hasta morirte es positivo
Aunque en el fondo te resistas.

Ella seduce hasta el más pinto de la paloma,
Juguetea con los afrodisíacos y las serenatas,
Se burla de los Casanovas y de los ingenuos…
Pero al llegar la noche,
Busca el mismo rostro que sorprendió su nostalgia,
Y le hizo el amor a la aventura,
Dibuja en silencio su silueta, lo acomoda a su lado,
Le canta una nana, besa su frente, sus labios,
Lo venera.

Lo sueña

Y amanece al día siguiente con el sol en la cintura.

Declaración
—————-
Voy a pedirte que salgas de esa cueva,
donde  te dejaron un día, y te asomes a este campo limpio
que te brindo,
sin paredes,
sin ventanas ni puertas.
Puedes escapar otra vez si lo deseas, y condenarme, como lo hiciste en marzo,
Al ostracismo de tus besos, pero tendrás que escucharme decir
Que sin tus ojos muere mi poesía,
Que cuando me tocas, el alma abandona mi cuerpo, y soy nada, porque eres todo…
Que la mano que te brindo no es la de la amiga casual
Que a cuanta estrella que cae le pido el mismo deseo
Que olvidé quererme, por si venías, para no compartir el amor
Que aunque el grupo es divertido, prefiero el  malecón sólo contigo.
Que hoy es domingo, y ayer fue sábado, y que no importa que olvides  algunas fechas
Que te perdono… Que te amo.

“Muchacho que siempre pasa”. 
————————
                              “(…) como no te me quitas de las ganas”.
                                                                          Silvio Rodríguez.

Muchacho de ojos únicos, y manos de músico
Ven  aquí y arranca la armonía de mis entrañas
Que están mudas desde el último beso.

Desnuda mi voz y sorprende mis tímidos deseos
De acariciar tu espalda.

Muchacho de alma gigante,
Coleccionista de sellos y de detalles,
Cancela esta nostalgia enfermiza con una carcajada
Que me permita volver de la ultratumba
Derrochando vida y tiempo.

Mi muchacho,
Escribe un poema como sólo tú sabes hacerlo:
Sin título, ni rima…
Déjalo impreso sobre mi cuerpo,
Luego márchate al compás del mismo adiós
Que decidiste clavar en el viento y en estas ganas eternas de tenerte.

Yo seguiré en la ventana asomada a la utopía de que me quieras un día,
Y esperando que salgas del colegio, para dedicarte otro suspiro.

————————
Mabel Martínez Scotland
————————
Promete que alzarás tu vuelo
y volverás para verme.
Prométeme que cuando llegues
me abrazarás tan fuerte
que no me dejarás ir,
que regarás la planta de amor
que cultivamos entre los dos
por una sola razón.
Que cuando estemos lejos,
aunque sea por metros,
viviré en tus pensamientos,
y que mantendrás por siempre guardado
el recuerdo de la última noche especial
en que estuvimos juntos, solo tú y yo.
Prométeme que aunque ya no estemos cerca,
y aunque la distancia nos separe,
tú: me seguirás amando.

————————
José Miguel Rodríguez Ortiz
————————
s/t
——-
No sé cómo será tenerte,
pero no tenerte ha sido extraño,
melancólico, diferente…
No tenerte ha sido hasta difícil de creer,
ha sido ilógico,
como un instante despierto entre dos sueños,
porque es cierto,
siempre te tuve y te tendré.
¡Más no tenerte ha sido injusto!
para tu amor y el mío,
que aunque jamás se cruzan de miradas,
caminan juntos mirando el porvenir.

Ha sido doloroso no tenerte,
habitar el mundo sin ti es tan aburrido,
tan solo imaginar, sin tu sonrisa,
sin tus ojos enfermos y profundos,
en los que vivo, feliz, cuando me miras,
sin ese pelo rebelde ennegrecido,
que absorbe el sol y con él el infinito,
sin tu aura fantasmal que me cautiva,
sin tus poemas, pretextos filosóficos,
para vivir y criticar la vida,
para anhelar y fabricar deseos,
para crear y procrear los días.

Tu ausencia no ha servido
ni para que yo aprenda a no tenerte,
Sin embargo, haberte no tenido,
ha sido mínimamente hermoso,
porque en cada segundo transcurrido,
has estado conmigo, adolescente,
mimándome otra vez con tus caricias,
tan torpes y espontáneas como siempre,
como quien ama y no ha aprendido aún
a transitar los puentes.

Por eso hoy, después de haberte visto nuevamente,
descubrí que amo tu luz, tu tierna frente,
tus legendarios labios, tu vestido,
tus manos, tus abrazos compartidos,
tus locuras, tus caprichos, tus presagios,
esos con los que llenas todos los espacios,
de cariños, veleros y alegrías,
y las musas de tu eterna compañía,
me acompañan aún,
si no te tengo.

luz
——-
la luz se apagó, por defecto o capricho,
para que yo piense en ti,
mas por defecto o capricho
encendí una nueva luz,
vivir también es no dejar que se apague la lucecita,
amarte también es un defecto o un capricho,
a plena luz.

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.